Jueves, 28 Enero 2021 02:30

Precios máximos: piden para la harina valores "acordes" al trigo

La Mesa del Trigo le pidió hoy al Gobierno que establezca una fórmula de actualización para los precios máximos de la harina del cereal. En este contexto, anunció que pedirá reuniones a los ministros de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, y de Agricultura, Luis Basterra. En medio de la intención del Gobierno de avanzar en un acuerdo por el cereal, 15 entidades de la cadena agroindustrial, desde de productores a bolsas de cereales, exportadores y molineros se reunieron para abordar la situación del mercado.

Y luego del encuentro reflejaron en un acta lo conversado. "En relación al programa de Precios Máximos, FAIM (Federación Argentina de la Industria Molinera) expresó que está congelado el precio de la harina de trigo desde marzo del año pasado mientras que la inflación fue del 36% y la devaluación fue del 36%, por lo tanto la Mesa de Trigo solicita al Gobierno que establezca una fórmula de actualización de precios acordes con los valores actuales del trigo y de los índices inflacionarios previstos durante el año", dice el documento de la reunión.

Los molineros se sumaron a ese programa oficial con un trigo a $13.000 la tonelada. Ahora ronda los $20.000. Señalan que hubo subas superiores al 50% cuando los aumentos permitidos para su sector fueron del 9% en dos tandas.

Además de actualizar los valores para los precios máximos, la Mesa del cereal consensuó "solicitar al Gobierno que realice un estudio rápido pero concluyente de las estructuras de costos en los productos de consumo al público, que se encuentran amparados bajo precios máximos y la incidencia real del insumo trigo en los mismos". Para esto último se comprometió a aportar información.

"El problema pasa por Comercio y los precios máximos, la dicotomía entre lo que dice Comercio y lo que hace el resto del Gobierno en la economía", dijo en diálogo con LA NACION Matías Lestani, responsable del Departamento Económico de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), presente en la reunión.

Para Lestani, Comercio tiene que "analizar bien las estructuras de costos porque está teniendo problemas de diagnóstico".

"El problema son los precios máximos de Comercio que afecta a la cadena", agregó el referente del Departamento Económico de CRA.

Entre otros puntos, en el acta de la Mesa del Trigo se convino pedir al Gobierno "que defina los productos de consumo directo que se encontrarán en el programa de precios máximos y/o similares, durante 2021 y qué propuestas de compensación a elaboradores tiene pensado implementar a los efectos concretos que la Mesa del Trigo evalúe opciones y alternativas". Agregó que FAIM detalló que el producto de consumo directo es el paquete de harina de 1 kg, "que significa aproximadamente el 10 % del total de molienda anual".

Para Diego Cifarelli, presidente de la Federación Argentina de la Industria Molinera (FAIM), el problema del trigo gira en torno de tres situaciones. La primera, según dijo, es "el caudal de la existencia de trigo para el abastecimiento".

"En eso, de acuerdo a lo que observamos, no debería haber inconvenientes", precisó a LA NACION. Agregó que la segunda situación es la "temporalidad", es decir cuándo el productor está dispuesto a vender. Sobre esto cree que hay que trabajar en herramientas que incentiven la venta.

Además, precisó que el tercer punto pasa por conjugar "la necesidad de Comercio Interior de tener precios máximos y la incompatibilidad con un mercado de trigo que fluctúa a libre precio y creció en el último año 65% (en valor), como corresponde". Cifarelli indicó que, mientras eso ocurrió, el sector molinero tuvo un aumento total de 9% en la harina controlada por el Gobierno.

Si bien durante la reunión de la Mesa del Trigo se dijo que hay cereal suficiente para el mercado, según el acta de la reunión la molinería expresó que "tiene problemas de escasez de oferta, frente a la baja disposición de los productores de vender trigo".

La Nación - Fernando Bertello