Miércoles, 30 Diciembre 2020 03:00

Tras 20 días de conflicto: hubo acuerdo y los gremios aceiteros levantan un paro en los puertos

Luego de más de nueve horas de reunión en el Ministerio de Trabajo de la Nación para destrabar el paro por un reclamo salarial que cumplió 20 días en los puertos cerealeros, se logró un acuerdo entre los gremios aceiteros y la industria exportadora. Así lo confirmaron fuentes oficiales a LA NACION. Los gremios aceiteros levantarán su protesta. La medida ha sido uno de los factores que impulsó en los últimos días los precios internacionales de los granos y volvió a tener un impacto, junto a otros factores, en los valores en la Bolsa de Chicago.

La negociación tuvo momentos muy duros por las posturas firmes. Se trató del segundo encuentro formal que se hizo en Trabajo en medio del conflicto, por momentos con la participación del ministro Claudio Moroni, y más allá de algunos contactos informales que mantuvieron las partes en conflicto en los últimos días: la Cámara de la Industria Aceitera (Ciara) por el sector empresario y por el lado de los gremios la Federación de Trabajadores del Complejo Industrial Oleaginoso, Desmotadores de Algodón y Afines de la República Argentina (Ftciodyara) y el Sindicato de Obreros y Empleados Aceiteros del Departamento San Lorenzo (SOEA).

En tanto, la Unión de Recibidores de Granos y Anexos (Urgara), que también se plegó a la protesta, espera una reunión con la Cámara de Puertos Privados para negociar y, eventualmente en función de su resultado, finalizar su medida.

Según informó Ciara tras la reunión con los aceiteros, "el acuerdo alcanzado consiste en un 35% de aumento salarial en 2020, un bono anual igual al salario del 2020 que incluye el aumento del 35% sobre el 2019, un bono pandemia excepcional de $90.000 en 9 cuotas para los que trabajaron durante la Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO), un ajuste salarial para 2021 de 25% en dos tramos y revisión salarial en agosto con aplicación del índice de precios al consumidor para culminar 2021".

Desde que comenzó la medida de fuerza, más de 160 barcos cerealeros pasaron a esperar para cargar granos y subproductos por más de US$1700 millones de dólares. Los exportadores, que el mes pasado liquidaron divisas por poco más de US$1730 millones, calculan que en diciembre lo que ingresará será apenas por encima de los US$1000 millones.

Con algo más de US$18.583.581.963 ingresados entre enero y noviembre pasado, la entrada de divisas al país ya se ubicó en casi 3000 millones de dólares menos que igual período de 2019. Una baja de precios en la primera parte del año, problemas asociados a la pandemia, una fuerte venta anticipada en 2019 antes del cambio de Gobierno, entre otros factores, llevaron a esa reducción.

Desde la agroindustria se levantaron múltiples voces en contra del paro por los perjuicios en plena cosecha de trigo y cebada donde se deben cargar buques. La Mesa de Enlace, las cadenas por cultivos, centros de corredores y bolsas de cereales, entre otras instituciones del sector, expresaron su preocupación por la medida de fuerza que tuvo un impacto sobre toda la actividad agroindustrial.

Posiciones

Lo que fue notorio durante el paro fue la ausencia de definiciones públicas de funcionarios del más alto nivel para buscar una salida al conflicto y evitar mayores daños en un momento donde el país necesita la llegada de divisas.

Según un informe de la Bolsa de Cereales y Productos de Bahía Blanca, el puerto de esa región también fue afectado, como otros ubicados en los puertos del Gran Rosario, con caída en el ingreso de camiones y en el despacho de la mercadería comprometida para vender al exterior.

"Al comparar la descarga de camiones entre el 9 y el 24 de diciembre del corriente, con igual período del año anterior, se observa que el número de vehículos se redujo en un 80% aproximadamente, pasando de 8722 a 1710. Suponiendo que el movimiento de camiones en diciembre de 2020 fuese igual al registrado en el mismo periodo de 2019, la caída antes mencionada estaría en el orden de las 210.000 toneladas", indicó el trabajo de la entidad. "La situación anterior se replica en el caso de la descarga de vagones en el puerto local, que en el periodo analizado, es de solamente 135 unidades vs. 4079 de 2019", precisó.

Según el reporte de la Bolsa de Cereales y Productos de Bahía Blanca, el paro afectó la carga/completamiento de buques, "demorando dichas labores o impidiendo directamente las mismas". Indicó que en el período bajo análisis se embarcaron 125.401 toneladas, un 75% menos que a igual periodo del año anterior".

La Nación - Fernando Bertello