Lunes, 14 Diciembre 2020 02:28

Soja: menor brecha alentaría ventas por 5000 millones de dólares

El dólar arranca otra semana en un contexto de mayor calma y muy lejos del pico del 23 de octubre en el que la brecha entre el oficial y el blue superó el 149%. Mientras tanto, en el campo avanza la siembra de soja de la nueva campaña, pero aún restan por venderse unas 13 millones de toneladas de la cosecha 2020 valuadas en poco más de u$s5.000 millones, divisas que podrían ingresar en las próximas semanas alentadas por un contexto de mayor certidumbre y precios internacionales que cotizan al alza. Según explican desde el sector, todo depende de la continuidad en el tiempo de la pax cambiaria pero también de ciertas señales que el campo sigue esperando del Gobierno nacional.

Los avances de una Ley exportadora que actualmente están elaborando el Consejo Agroindustral Argentino (CAA) y el Gabinete nacional, va en esa línea, pero no es todo. Lo mismo sucede con el pago de compensaciones por retenciones que comenzaron a hacerse efectivas durante la última semana.

La suba de los precios internacionales también tiene mucho que ver, porque por la soja disponible el viernes se ofrecían alrededor de $27.000 por tonelada y por la nueva cosecha en el mercado de Chicago los valores rondan los u$s430 por tonelada.

“Mantener la soja sin vender también tiene un costo para el productor y si realmente el tipo de cambio se muestra estable y la industria ofrece buenos valores por la mercadería disponible, lo lógico es que se vayan activando negocios y luego empalmar ventas de la nueva cosecha a partir de mayo”, explican desde el sector.

En este contexto, lentamente aparecen también oportunidades de negocios que tientan a los productores, como por ejemplo créditos para comprar maquinaria agrícola o reinvertir en mayor tecnología para sus campos.

En tanto, el Gobierno sigue de cerca la evolución de las ventas de soja y se ilusiona, porque durante la primera semana de diciembre los productores vendieron poco más de 470.000 toneladas de la campaña 2019/20.

Actualmente, con una estimación de producción de 49,6 millones de toneladas, se lleva comercializado un 73%, que equivale a 36,3 millones de toneladas. El ritmo de comercialización se mantiene por debajo del ritmo de campañas anteriores, pero dentro del promedio.

Además, en apenas 15 días dejará de regir la baja temporal de retenciones a la soja, medida que finalmente no tuvo el efecto esperado por el Gobierno, ya que el ingreso de divisas del complejo agroexportador de granos terminará este año con una merma interanual superior al 10%.

Teniendo en cuenta todo el cuadro de situación el Gobierno apuesta a la profundización del diálogo con el campo, de la mano del Consejo Agroindustrial Argentino y la clara promesa de que el año próximo se avanzará con una ley agroindustrial.

Beneficios impositivos, mayor crédito y una brecha menor, están entre lo ítems que anhelan los productores agropecuarios y que podrían cristalizarse, en mayor o menor medida, a partir del 2021. El año en el que el Gobierno apuesta a la recuperación pospandemia y en el que quiere como aliado al campo para crecer en exportaciones y revitalizar las economías regionales.

Ámbito Financiero – Yanina Otero