Viernes, 04 Diciembre 2020 02:25

Córdoba. Presupuesto 2021: Coninagro cuestionó los parámetros para el aumento del Inmobiliario Rural

De manera virtual, el pasado lunes se realizó la audiencia pública para debatir el contenido del Presupuesto 2021 del Gobierno de Córdoba. Entre las entidades que participaron y se anotaron para dar su opinión, figuró la Confederación Intercooperativa Agropecuaria (Coninagro), a través de su presidente en la regional Córdoba, Alejandro Buttiero. El motivo de su participación fue porque quiso dejar expresado su cuestionamiento a los parámetros utilizados para incrementar el Impuesto Inmobiliario Rural en un 40 por ciento promedio, con un tope de hasta 49 por ciento para los campos más grandes y productivos.

Antes, algunas filiales cordobesas de la Federación Agraria Argentina (FAA) ya habían expresado su rechazo al aumento.

Consideraciones

“En primer lugar, el Gobierno toma como base una inflación interanual del 50 por ciento, cuando hasta octubre la suba acumulada es del 37,2 por ciento. En el peor de los casos, si hubiera una inflación en noviembre y diciembre del cuatro por ciento, ni siquiera estaríamos llegando al 45 por ciento”, mencionó Buttiero.

No obstante, su crítica más enfática fue con respecto a que se tome como medida también el precio producto de los bienes que produce el campo.

“En promedio, apuntamos a que los aumentos sigan los precios agropecuarios”, dijo el ministro de Finanzas, Osvaldo Giordano, al presentar el presupuesto el 13 de noviembre.

Ahora, Buttiero en la audiencia pública consideró un error evaluar las cotizaciones por sí solas y no relacionarlas con los rendimientos.

“Confunde mucho; lo que hay que evaluar es el neto que queda después de la producción. Por ejemplo este año, la soja y el maíz tienen un muy buen precio, pero si la cosecha rinde poco por la falta de lluvias, es lo mismo”, sostuvo el dirigente.

No obstante, también elogió dos decisiones que tomó la Provincia: primero, no modificar las valuaciones fiscales de los campos lo que permite que no aumente la presión fiscal nacional a través de Bienes Personales; segundo, que el porcentaje de la recaudación del Inmobiliario Rural que se destina al Fideicomiso para el Desarrollo Agropecuaria (FDA) aumente del 60 al 65 por ciento.

La Voz del Interior